Piensa que soy un Chanel

01.02.2017

Pues sí señores, los estilistas, fotógrafos, modelos, diseñadores, maquilladores, peluqueros, directores de arte etc. También comemos. También queremos pagar el alquiler a fin de mes. También trabajamos y cobramos por ello

Sé que hay personas que desconocen este tipo de profesiones, que ni se imagina el trabajo que hay detrás de una foto bien hecha pero, si no sabes de lo que hablo mejor sigue leyendo.

No, no estamos locos. No salvamos vidas. No ayudamos a fabricar aviones. No inventamos productos de última generación. No construimos edificios. No resolvemos integrales de tres metros. Y no, una sesión de fotos no puede hacerla sólo el fotógrafo. ¿En serio? Sí, en serio. Bienvenido al mundo de las producciones.

Nosotros creamos magia. Sacamos de la nada una historia que contar. Es como si lleváramos unas gafas especiales, vemos el mundo de otra manera, vemos lo que otros no ven. Cuando paseamos por la calle vemos fotografías por todas partes, inspiración. De repente te das la vuelta y ves a alguien con esa fuerza en la mirada que... ¡Oh Dios mío! ¿Podría valer para mi próxima sesión?

Entramos en las tiendas y asociamos ropa con... el cartón de huevos que guardaste ayer para no sé qué tocado de color amarillo. Vemos simetrías. Asimetrías. Gamas de color. ¿Ropa de segunda mano? Tesoro que pocos saben apreciar, por no hablar de los mercadillos de antigüedades. Creo que nunca llegamos a desconectar del todo. Nos apasiona nuestro trabajo.

No sé si os habéis fijado, pero hablo de NOSOTROS. Sí. Para obtener buenos resultados en una editorial es necesario contar con un equipo de producción. El por qué es muy simple. Los fotógrafos siempre van a fijarse en la luz, el encuadre o la composición de la escena. Los estilistas van a supervisar las prendas con vista de lince y solucionar cualquier percance. Los maquilladores crean y transforman las facciones con color. Los peluqueros marcan la actitud a golpe de peine. Los modelos deben saber actuar y meterse en el papel que les pidan. Los directores creativos coordinan todo el equipo y aportan ideas a la hora de elegir estilismo, encuadres, maquillaje y peluquería. Y qué decir de los diseñadores, sin ellos no hay fotos que hacer.

¿Creéis que es fácil coordinar a 6 personas? Es muy importante que el equipo tenga la misma dinámica de trabajo. Si no, la editorial puede ser un completo desastre. Una fotografía es el resultado de muchas horas. Si uno falla los demás también.

Es desesperante que los que se dedican al sector de la Moda aquí en Sevilla, no valoren o desconozcan estas profesiones. Cuando doy un presupuesto la gente se echa las manos a la cabeza, como si yo viviera del aire. Déjame decirte que si no puedes pagar una editorial, ahorra, y cuando tengas el dinero la haces. Así es como funciona. 

Merece la pena, créeme.

Siempre he querido un Chanel, pero no por ello me compro uno falso, lo robo o lo pido gratis, sinceramente ni se me pasa por la cabeza. Para mí es algo valioso. Le doy valor a la marca, a lo que significa, a su historia, a su imperio.  Evidentemente que yo diga 'quiero un Chanel' no es algo que ha caído del cielo. Sé perfectamente que hay campañas de marketing, grandes equipos de producción, desfiles, publicidad y muchos años de trayectoria detrás para que yo pronuncie esas palabras (y como yo, hay miles). Si quieres vender ropa haz como las grandes marcas. Pero piensa que ninguna gran marca trabaja con una sola persona ni dos, te lo aseguro. Piensa en grande y conseguirás algo grande.

Sólo pido que se valore mi trabajo y el de mis compañeros. Yo también tengo historia y quiero ser algo grande, así que, la próxima vez que me pidas presupuesto piensa que soy un Chanel.

Escrito por Ana Otón.